Músico local honrado con el premio ‘Músico Pastoral Nacional del Año’

0
Jaime Cortez, center, is pictured with his parents Jaime and Beatrice, as he proudly displays his National Pastoral Musician of the Year Award. (courtesy photo)
En este foto, Jaime Cortez (centro) pose con sus padres, Jaime y Beatrice, y muestra su premio de Músico Pastoral Nacional del Año. (Foto por cortesía)

Al crecer en El Salvador en medio de una guerra civil, el músico católico local Jaime Cortez nunca podría haberse imaginado que un día estaría de pie frente a miles de personas recibiendo el premio de Músico Pastoral Nacional del Año.

Después de 30 años componiendo himnos y dirigiendo el ministerio de música en las parroquias de la Diócesis de Phoenix, Cortez fue honrado con el prestigioso premio en la Conferencia Nacional de Músicos Pastorales nacionales en Houston el 14 de julio.

Con siete discos publicados por la Prensa Católica de Oregón, conocido en inglés por sus siglas OCP, la música de Cortez se centra en unir a las comunidades de habla inglesa y española a través de la música litúrgica bilingüe. Sus canciones aparecen en la mayoría de los principales himnarios en los Estados Unidos con su icónico “Rain Down”, todavía la melodía más popular de todas.

En una entrevista con The Catholic Sun, Cortez habló de la importancia de lograr la unidad del espíritu a través de la unidad de voces.

“Cuando tienes una comunidad que está dividida por una brecha de lenguaje, tienes que tratar de encontrar maneras de lograr esa unidad a través del canto”, dijo Cortez. “La música rompe barreras”. Como un compositor que es fluido en inglés y español, ha sido capaz de crear música que no sólo construye puentes en las comunidades, pero que también enseña el catecismo.

“Una cosa que aprendí al principio fue que la música es instrumental en traer la Palabra de Dios a la gente”, dijo Cortez. “Muchas veces aprendemos las Escrituras a través de las canciones que cantamos. Para mí, es realmente importante que la Palabra de Dios se avive en nuestros corazones a través de la música”.

Cortez dijo que se involucró con la música de la Iglesia en la Diócesis de Phoenix durante sus años universitarios en Arizona State University cuando un amigo le invitó a asistir al Newman Center.

Jaime Cortez addresses fellow pastoral musicians plus his famiy and friends after being name National Pastoral Musician of the Year July 14. (photo courtesy of Rudolfo)
Jaime Cortez dirige a músicos compañeros de pastoreo, además de su familia y amigos después de ser nominada Músico Pastoral Nacional del año el 14 de julio. (Foto por cortesía)

“Vi a muchos jóvenes tocando música, participando en esta vida de estar juntos y cantando en comunidad y me encantó”, dijo Cortez. Decidió dejar sus estudios de ingeniería y se cambió a la teoría musical y composición. Cortez se desempeñó como director de música en la parroquia de San Benito, dos años después de su graduación, seguida por 19 años en Santa Brígida y ocho años en Santa Cruz donde actualmente se desempeña junto a su esposa, Kari y sus tres hijos, todos músicos en su propia derecha.

El P. Richard Felt, el anterior párroco de Santa Cruz, dijo que Cortez es un hombre de gran talento y fe.

“A él le encanta servir a la comunidad”, dijo el P. Felt. “Tiene un gran amor por el Señor y la dedicación a la Iglesia y una gran humildad”.

El bien conocido músico católico Tom Booth también alabó el trabajo de Cortez.

“Que Jaime recibia este premio es realmente algo muy grande”, dijo Booth, agregando que Cortez fue seleccionado de entre miles de músicos y que su contribución a la diócesis y la Iglesia “no tiene medida”.

Y aunque es impresionante recibir el premio, ambos Booth y el P. Felt dijeron que el logro más notable de Cortez es ser un gran esposo y ser padre de una familia Católica fuerte.

“Él es verdaderamente un gran músico y una gran persona y estoy orgulloso de ser su amigo y colega”, dijo Booth.

LEAVE A REPLY