Regina Cleri ofrece opción de alojamiento para sacerdotes jubilados

1071
Los sacerdotes de la Diócesis de Phoenix renuevan sus promesas sacerdotales en la Misa de Crisma el 26 de marzo de este año en la Catedral de SS. Simon y Judas. Fondos de la campaña “Together Let Us Go Forth ~ Juntos Sigamos Adelante” ayudarán a edificar una casa de jubilación para sacerdotes. (Billy Hardiman/CATHOLIC SUN)
MÁS INFORMACIÓN

Después de décadas de servicio a la Iglesia, sacerdotes “jubilan”, más o menos. Aunque ya no son párrocos ni asisten las reuniones del consejo parroquial, ni tampoco se preocupan por los presupuestos de la escuela y otras responsabilidades pesadas, en la mayoría de los casos, están sirviendo en las parroquias en la diócesis.

Por los números

140

Numero total de sacerdotes para la Diócesis de Phoenix

38

Sacerdotes jubilados en la Diócesis de Phoenix

25

Capacidad para Regina Cleri

70

Edad en que un sacerdote puede jubilarse, siquiera el jubilación ocurre mas temprano en algunos casos

El P. Richard Felt, ordenado al sacerdocio en 1969, se jubiló hace cuatro años y vive en un condominio en el centro de Phoenix. Celebra Misas en Scottsdale y Glendale hasta Bapchule y más allá.

“Sé que nuestros sacerdotes mayores están encantados de poder servir”, dijo el P. David Sanfilippo, vicario de sacerdotes para la Diócesis de Phoenix. “Estamos muy agradecidos a ellos por su generosidad en responder a las necesidades. Parece que tiene más sentido llamarlos nuestros sacerdotes ‘mayores’ en lugar de jubilados”.

Aunque muchos sacerdotes son dueños de su propio hogar, no todos lo hacen, dijo el P. Sanfilippo. “No ha habido otra opción”. Hasta el momento.

La campaña “Together Let Us Go Forth ~ Juntos Sigamos Adelante” dedicará $3 millones para el establecimiento de Regina Cleri, una casa para sacerdotes jubilados de la diócesis. Propiedad cerca de la Parroquia Inmaculado Corazón de María en el centro de Phoenix fue adquirida a finales del año pasado y la futura planta albergará a 25 sacerdotes.

“Proporcionando un hogar para los sacerdotes jubilados en nuestro diócesis, reconocemos el rol critico de nuestros sacerdotes a nuestra fe Católica … dan todas sus vidas a la Iglesia, y proporcionando a ellos con una comunidad con sus hermanos sacerdotes, decimos, ‘Gracias, te amo y queremos que estén en comunión con sus hermanos’”, dijo Cande de Leon, director ejecutivo de la oficina diocesana de Avance de la Misión.

Regina Cleri
$3
millones

El Papa Francisco ha dicho que la Iglesia de hoy es como “un hospital de campaña después de una batalla” — es una fuente constante de misericordia para que podamos superar y sobrepasar nuestras heridas. Los sacerdotes que viven una vida de servicio en nuestra diócesis nos ayudan a sanar y se nos olvida que ellos hacen sacrificios diarios, que no podemos ver, para el bien de los feligreses. Nosotros queremos darles una jubilación merecida a los sacerdotes en nuestra diócesis después de una vida al servicio de Dios: llena de servicio, devoción y sacrificio.

MÁS INFORMACIÓN

Regina Cleri es una de las instituciones que esta recibiendo apoyo a través del Fondo de Misericordia Francisco, que apoya organizaciones seleccionadas por el Obispo Thomas J. Olmsted para cargar la obra de llevando el Evangelio a través por el sanación, confort y esperanza en formas intencionales desde toda la diócesis.

“Creo que les daría tranquilidad a muchos de nuestros sacerdotes jubilados para saber que van a ser viviendo y apoyando uno a otros mutuamente en sus años de jubilación”, dijo el P. Sanfilippo. “Orar juntos, tener Adoración en la capilla, rezando la Liturgia de las Horas juntos — eso es algo en el corazón de muchos sacerdotes”.

Treinta y ocho de 140 sacerdotes de la Diócesis de Phoenix son jubilados. “Hace varios años, la cancillería hizo un estudio de nuestros sacerdotes pidiendo sus pensamientos con respecto al hogar de jubilación para nuestros sacerdotes jubilados. La encuesta mostró que muchos esperaban que un día habría una opción para los sacerdotes jubilados a vivir juntos en comunidad”, dijo el P. Sanfilippo.

“Cuando llegue el momento para que ellos considerar jubilarse de las responsabilidades de administración del ministerio sacerdotal será bueno saber que tienen la opción de vivir en comunidad para cuidar de uno con el otro y tener un lugar seguro para sus necesidades básicas”.

Los sacerdotes de la Congregación de Santa Cruz tienen una casa en Phoenix para sus miembros jubilados que se llama Casa Santa Cruz. El P. Sanfilippo lo describió como un lugar “maravilloso” que él y otros visitaron como ellos esbozaron cómo podría gestarse un hogar similar para sacerdotes diocesanos.

La casa de jubilación que se construirá para la Diócesis de Phoenix se orienta hacia la vida independiente. Se proporcionarían las comidas pero los residentes también tendrían la opción de preparar sus propias. Servicios de vida asistida sería una contratados a través de organizaciones como la Foundation for Senior Living (Fundación para la Vida de la Tercera Edad).

“Va a ser un ambiente compasiva que proveerá para las necesidades básicas de la tercera edad”, dijo el P. Sanfilippo. “Habrá habitaciones para los incapacitados, alimentos que proporcionarán una dieta equilibrada a nuestros sacerdotes altos y una capilla para la oración y la Misa”.

La Diócesis de Phoenix no está sola en su deseo de tener una casa de jubilación para los sacerdotes. La Arquidiócesis de Chicago tiene tres residencias para sacerdotes jubilados. Casa de Nazaret en la Arquidiócesis de Los Ángeles es un hogar para la tercera edad dirigida por hermanas religiosas con un ala especial dedicado a los sacerdotes. El Salón Fitzgerald en la Diócesis de Little Rock, Arkansas, fue reutilizado como apartamentos para sacerdotes jubilados desde ese estado.